Aún tienes mucho camino que recorrer

El enemigo envía mensajeros para querer desanimarte, asustar, y hacerte desistir. Jezabel amenazó de muerte a Elías; este se asusto y corrió a esconderse. En su angustia oro y dijo: Me quiero morir. Muchas veces pasamos por momentos en donde queremos rendirnos, pero Dios enviará su Angel para que te alimente, te de fuerzas y te recuerde que tu destino no lo determina tus enemigos, sino Dios.